Tecnología 27/10/2017

Agustín Allende: “Lo que viene es la regulación del derecho a la portabilidad de los datos”

Abogado especializado en gobierno abierto se refirió al proyecto de reforma de la ley de datos personales; el modelo, la Unión Europea

Agustín Allende: “Lo que viene es la regulación del derecho a la portabilidad de los datos”

En #TMTradio hablamos con Agustín Allende, abogado, cofundador de la Asociación Civil para la Construcción de un Gobierno Abierto y docente del posgrado en Economía digital, datos y gobierno abierto de la Universidad Torcuato Di Tella (UTDT) sobre la reforma en marcha de la ley de datos personales. A continuación, los párrafos más destacados de esa charla:

“Hay un anteproyecto de ley armado por el Poder Ejecutivo, principalmente por la anterior Dirección Nacional de Datos Personales [que acaba de fusionarse con la nueva Agencia de Acceso a la Información Pública], que solicitó opinión sobre la iniciativa y está esperando el trámite para ingresar en el Congreso.

“Es un cambio sustancial que primordialmente refleja todo el proceso que está viviendo la Unión Europea. Prácticamente toma los lineamientos en el otorgamiento de nuevos derechos para los titulares de los datos y nuevas obligaciones para los responsables de los datos. Tiene algunas diferencias en la aplicación de sanciones, que en la Unión Europea son muy altas y aquí no. Aquí en Argentina, según el proyecto, pueden ser 500 salarios mínimos vitales y móviles contra 20 millones de euros o 4% de la facturación anual que es lo que rige en Europa.

“Es un cambio sustancial que primordialmente refleja todo el proceso que está viviendo la Unión Europea. Prácticamente toma los lineamientos en el otorgamiento de nuevos derechos para los titulares de los datos y nuevas obligaciones para los responsables de los datos”

“Las grandes empresas [tecnológicas mundiales] tiran agua para su molino y plantean su punto de vista. Hay que tener en cuenta que existe una guerra comercial en materia de datos personales entre Estados Unidos y Europa, donde es más férrea la legislación.

“Si bien no hay todavía un movimiento significativo en cuanto al avance del proyecto de ley en Argentina, seguramente [estas empresas] van a buscar que se bajen las obligaciones que se proponen.

“La cuestión más gravitante es el derecho a la portabilidad de los datos. Por ejemplo, un usuario que está en una red social se va a poder mudar a otra sin quedar preso o cautivo y llevándose todos sus contactos y sus datos. Eso cambia mucho la dinámica del derecho de defensa de la competencia y además va a permitir en algunos servicios, como pueden ser los bancos, mudar los datos de una entidad a otra. Eso no solo genera una mayor competencia sino la posibilidad de brindar un servicio con mayor valor agregado para el titular de los datos.

“Creo que hay que fijar claramente la naturaleza jurídica de los datos, para saber cuál es el tratamiento que se le va a dar. Hay tres tipos de datos, 1) los privados regulados por la ley de datos personales y por el nuevo proyecto que se enviará al Congreso, 2) los datos públicos, tratados tangencialmente por la de acceso a la información pública y, 3)  después están los datos que generan las máquinas en sí mismos, el big data y todo eso. Ahora eso se cruza con los sensores que generan datos, por ejemplo, en este proyecto que tiene la ciudad de Buenos Aires.

“La cuestión más gravitante es el derecho a la portabilidad de los datos. Por ejemplo, un usuario que está en una red social se va a poder mudar a otra sin quedar preso o cautivo y llevándose todos sus contactos y sus datos”

“Los derechos de la ciudadanía a acceder a esa información no está tan clara. Después existen sobre estos datos híbridos una naturaleza jurídica que no es muy clara y que se viene discutiendo sobre el tipo de licencias que deberían darse a aquellos que creen nuevos productos.”